Señalan que la decisión judicial que permite mantener la sigla del MAS es un triunfo de la injusticia y de la impostura

José Luis Bedregal, vocero de Soberanía y Libertad (SOL.bo), se ha referido de la decisión de la Sala Constitucional Segunda de La Paz que ha rechazado la acción de consulta presentada por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) respecto a la sigla del Movimiento Al Socialismo (MAS). En este sentido ha manifestado que, contrariamente a lo expresado por algunos voceros del MAS, se trata de la victoria de una injusticia que de alguna manera mantiene vigente la sigla de esta fuerza política.

“El exministro y exviceministrro Wilfredo Chávez, que tiene mucho que ver con las atrocidades que se han cometido en estos 14 años del gobierno de Evo Morales, sinvergüenza en la cara, sin sonrojarse, todavía es capaz de decirle a la opinión pública, insultando la inteligencia del pueblo boliviano que es un triunfo de la justicia. No, no es un triunfo de la justicia, es un triunfo de la injusticia, es un triunfo de la impostura, es un triunfo del autoritarismo; es un triunfo de una forma de ver la política que entiende que los poderes del Estado tienen que estar al servicio y sus operadores deben ser serviles a los intereses de un grupo de poder”, manifestó.

Fueron los masistas quienes diseñaron las normas electorales que ahora no la quieren acatar, aseveró Bedregal, al momento de cuestionar con vehemencia la postura de este partido frente a este hecho.

“Ellos utilizaron esta ley para su propio beneficio, y ahora que la ley debiera caerles encima hacen que la justicia les beneficie; es una lástima porque así no se construye democracia, así no se construye sociedad, más bien así lo que estamos haciendo es que nuestro país sea un lugar donde impera la ley del más fuerte. Y cuando eso ocurre las inversiones extranjeras y nacionales no vienen ni se quedan en el país”, dijo.

Se debe recordar que algunos voceros del MAS dijeron que para mantener su participación en las elecciones de 2015 los Demócratas del Beni también debían asumir una acción de inconstitucionalidad contra la norma que los sancionó. En este contexto, Bedregal cuestionó el argumento que utiliza el MAS, haciendo gala del dominio que tiene sobre la justicia.


“Es una impostura porque son las exautoridades del gobierno del MAS quienes elaboraron el proyecto de ley que hoy Wilfredo Chávez dice que es inconstitucional, ellos elaboraron y aprobaron esa ley inconstitucional, y ellos hicieron uso de esa ley inconstitucional para ganar en un departamento donde eran una minoría electoral. Entonces, Wilfredo Chávez debería pedirle perdón al país por haber hecho, él y su entorno como Héctor Arce también, una ley inconstitucional y debieran ser duramente sancionados todos quienes fueron parte del gabinete político del MAS. Y Wilfredo Chávez debería dar la cara y pedirle perdón al país, indicó.